Mi cuenta de twitter ha sido pirateada. ¿Qué hago?

Pirateo de la cuenta de twitter.

Derechos de foto: Here´s Kate

Si de repente empezamos a ver cosas raras en nuestra cuenta de twitter como:

  • tweets no publicados por nosotros,
  • mensajes directos en nuestra a bandeja de salida que no hayamos enviado
  • comienzas a seguir, dejar de seguir o bloqueas usuarios sin tú conocimiento,
  • recibes avisos de Twitter del estilo “Recientemente has cambiado la dirección de correo electrónico asociada a tu cuenta de Twitter”,

Es posible que nuestra cuenta haya sido pirateada.  Una vez que hayamos superado los primeros momentos de pánico y de dar gracias al Señor porque aún tenemos acceso a nuestra cuenta, lo aconsejable es realizar los siguientes ajustes (los puntos 1,2 y 4 desde la opción de configuración de nuestra cuenta; el punto 3 manualmente):

Configuración de la cuenta

  1. Modificar nuestra contraseña.
  2. Revocar el permiso a todas las aplicaciones de terceros.
  3. Eliminar todos los tweets y mensajes directos que no hemos enviado.
  4. Volver a autorizar las aplicaciones de terceros con la nueva contraseña
  5. Denunciar en Twitter el pirateo de la cuenta en el formulario que para ello pone a nuestra disposición aquí.

Pongámonos en el peor escenario posible. No podemos acceder a nuestra cuenta.  Los pasos que aconseja Twitter son:

  1. Acceder a la página de restablecimiento de contraseña. La URL es está http://twitter.com/account/resend_password.
  2. Sí una vez restablecida podemos acceder realizamos los pasos descritos anteriormente.
  3. Por desgracia seguimos sin poder acceder lo intentaremos a través de la página http://twitter.com/account/resend_password , y tratamos de mantener la calma. Hasta Twitter nos lo dice.

Formulario de restablecimiento contraseña

Ahora todo queda en manos de ellos. Confiemos  en su profesionalidad y sabiduría. Saludos.

Otros post sobre seguridad:

  1. Privacidad en Facebook.
  2. Privacidad en Linkedin.
  3. Comprobación de robo de contraseña en Hotmail, Yahoo, etc.
Anuncios

4 Sencillos consejos para gestionar tú privacidad y seguridad en Linkedin

Linkedin se esta convirtiendo, si no lo ha hecho ya, en la mayor red profesional de internet. Usada por empresas, profesionales y , tal como linkedin los define, gente en búsqueda activa de empleo nos brinda la posibilidad de establecer nuevos contactos para aumentar nuestra visibilidad en internet. Pero a veces puede que:

  • no queremos que esa visibilidad sea tan visible,
  • tenemos miedo de que nuestros datos puedan ser interceptados,
  •  no queremos ver tantas cosas en nuestro panel  de inicio, etc.

Todo esto lo podemos gestionar de manera muy sencilla en Linkedin. Justo es reconocer que la activación de algunas de las opciones  también tienen sus desventajas.  Es cuestión de cada uno de nosotros valorar los pros y los contras. Estas son las opciones que podemos activar (todo desde la opción Configuración):

Configuración perfil

Desactivar la difusión de tu actividad.

Por defecto cualquier cambio que realizares en tú perfil, cualquier recomendación que hagas o a que empresas siguas se mostraran  a todos tus contactos. A veces hacemos simples cambios en nuestro perfil que no queremos que sean mostrados, podemos desactivar esta opción desde aquí

Difusión de actividad

Navegar de forma anónima.

Cuando no quieres que se sepa que perfiles estas visitando. La desventaja es que se desactivaran las estadísticas de tú perfil.

Navegación anónima

Gestionar las actualizaciones de tú página de inicio.

A medida que nuestro número de contactos va aumentando las actualizaciones pueden llegar a ser exageradas. Podemos seleccionar que queremos ver y que no desde:

Actualizaciones de la página

Uso de una conexión segura (https).

Para aquellos que tenemos miedo a que nuestra información personal viaje por todo el mundo  sin ningún tipo de protección.

Conexión segura

Hay más cosas que podemos hacer  pero con estas cuatro podemos tener suficiente, eso creo. Quién no lo crea así puede seguir investigando. Un saludo.

Mi mantra:

Si consideras que el post merece, aunque sea un poquito, la pena, compártelo. Lo agradeceré. Ya no te digo nada si encima pulsas el me gusta de mi página de Facebook. Y dimé donde envio el jamón si te subscribes al blog.